viernes, 7 de julio de 2017

Reseña: Si decido quedarme

Título original: If I Stay
Autor: Gayle Forman
Año de publicación: 2011
Páginas: 192
Editorial: Salamandra
Idioma original: inglés
Precio: 15'99 €

Consíguelo:

Sinopsis

Mia tiene diecisiete años, un hermano pequeño de ocho, un padre músico y el don de tocar el chelo como los ángeles. Muy pronto se examinará para entrar en la prestigiosa escuela Juilliard, en Nueva York, y, si la admiten, deberá dejarlo todo: su ciudad, su familia, su novio y sus amigas. Aunque el chelo es su pasión, la decisión la inquieta desde hace semanas.Una mañana de febrero, la ciudad se levanta con un manto de nieve y las escuelas cierran. La joven y su familia aprovechan el asueto inesperado para salir de excursión en coche. Es un día perfecto, están relajados, escuchando música y charlando. Pero en un instante todo cambia. Un terrible accidente deja a Mia malherida en la cama de un hospital. Mientras su cuerpo se debate entre la vida y la muerte, la joven ha de elegir si desea seguir adelante. Y esa decisión es lo único que importa.

Si decido quedarme narra la historia de Mia, una joven prodigio del violonchelo que intenta pasar desapercibida en el colegio y que tiene sólo una amiga: Kim. Todo cambia cuando Adam, el chico popular que toca en una banda y del que todas están enamoradas, comienza a hablarle. En poco tiempo la vida de Mia pasa a ser un sueño: está con Adam, va a hacer una prueba para ingresar en Julliard y quiere a su familia más que a nada. Pero todo cambia una mañana de invierno. El coche en el que viajan Mia y su familia tiene un accidente y sólo ella se salva, quedando en estado de coma. Sin embargo, algo raro le ocurre: puede ver su cuerpo tendido en la cama, puede ver a sus familiares y amigos salir y entrar para verla, puede ver a Kim y a Adam,... pero nadie puede verla, es como un fantasma (aunque ella sabe que no lo es, porque no puede atravesar paredes). Ahora es decisión de Mia, mientras está en este limbo, quedarse en la Tierra y vivir una vida sin sus padres y su hermano, o avanzar y dejar atrás sus sueños.

Tenía ganas de leer esta novela desde que vi la película basada en ella y protagonizada por Chloe Grace Moretz. Claramente hay bastantes diferencias entre el libro y la película, y una de las principales es la propia Mia. En la película es un personaje tímido que no ha roto un plato en toda su vida, mientras que en el libro, a pesar de que no es popular, no es para nada una santa. Me encantó leer por fin una novela en la que la protagonista que se enamora del chico "malo" no es la típica niña buena, sino una chica que no está asustada de las peleas o el sexo. La relación de Mia y Adam es tratada de una manera realista, pues se muestra que no todo es perfecto, sino que al principio hay inseguridades y vergüenza, y después de un tiempo comienzan a surgir problemas (como la inadaptación de Mia al ambiente de los conciertos de Adam)

Adam es un "chico malo" en muchos aspectos, pero no es ni de lejos un personaje estilo Hardin Scott (After). Tiene una banda, es popular y tiene a todas las chicas tras él, pero no es violento o alcohólico ni su relación con Mia es tóxica. Bravo a la autora por crear este personaje dentro de un canon establecido, pero moldearlo después a su manera. Sin embargo, mi personaje favorito de este libro ha sido Kim, la amiga de Mia. Desenfadada, sin pelos en la lengua y sin miedo a pelear por lo que le parece justo. Esta chica trata el tema de su religión (Judaísmo) de una manera natural, y eso ha sido otro punto a favor de la autora, pues pocas veces se trata el tema de las creencias. La escena que más me chocó fue la de la capilla del hospital, cuando Kim se dirige allí a rezar por Mia y a "hablar" con ella a pesar de que el lugar sagrado no se corresponde con su religión.

Lo interesante de esta novela es que hasta las últimas páginas estás descubriendo cosas nuevas. La estancia de Mia en el hospital le da tiempo a la chica para rememorar los episodios más importantes de su vida, y estos flashbacks ocurren hasta sólo unos momentos antes de que despierte. Otro de los puntos fuertes del libro es la gran disyuntiva que se le presenta a Mia: sus padres y su hermano han muerto, y si se despierta se encontrará sola y huérfana. Sin embargo, aún tiene gente a quien le importa: tiene a sus abuelos, a sus tías, a Kim y a Adam, y tiene una carrera por delante en Julliard. Todos los momentos que Mia recuerda mientras está en coma la empujan a querer dejar de luchar, pues nada será lo mismo sin sus padres y su hermano, pero finalmente elige vivir. Elige sufrir porque tiene que seguir adelante y hacer todas las cosas que tenía planeadas y por las que sus padres se sentirían orgullosos. Además, cuando su abuelo le confiesa que la perdonará si decide irse, porque sabe que va a ser muy duro para ella si se queda, ella se da cuenta de que no estará sola del todo: la familia no es solo la sangre, es toda la gente a la que le importas, y ella sigue teniendo eso.

Esta novela es muy rápida y ligera de leer debido a la escritura sencilla y precisa de Gayle Forman, que no se anda por las ramas y lo explica todo de manera clara. Estoy deseando leer la segunda parte, Lo que fue de ella, para comprobar qué pasa con las vidas de Mia y sus amigos después de que ella despierte.


3 comentarios:

  1. ¡Hola!
    No, no lo he leído, más sin embargo la película es un amor total.
    Definitivamente debo leerlo, disfruté mucho te reseña, gracias por compartirla.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola, Betty!
    Recuerdo que cuando lei esta historia me toco tanto el corazon que con mi familia teniamos charlas morales acerca de esta primera parte y la segunda, disfrute muchisimo de este libro y de la pelicula igual.

    ¡Nos leemos! :3

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola Betty!
    Todavía no leí el libro pero recuerdo que lloré a mares viendo la película porque me recordó algunos momentos de mi vida. Espero conseguir el libro así sigo llorando jajaja
    Nos leemos

    ResponderEliminar